CONECTA CON NOSOTROS

¿QUE ESTAS BUSCANDO?

El Intranews

USA

EEUU otorgará 30.000 visas de trabajo temporal adicionales

El Servicio de Ciudadanía anunció que comenzará a recibir las solicitudes de los empleadores a partir de este miércoles.

EEUU, Washington.- El Secretario Interino de Seguridad Nacional, Kevin K. McAleenan, anunció que el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) y el Departamento de Trabajo (DOL) pondrán a disposición 30.000 visas para trabajadoresn temporales extranjeros adicionales para el año fiscal 2019.

El Servicio de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos comenzará a recibir solicitudes de empleadores a nombre de los trabajadores una vez que la norma se publique en el Registro Federal, probablemente el miércoles, y los beneficiarios serían trabajadores que recibieron la visa H-2B en los tres últimos años fiscales.

Las visas proporcionan estatus legal para inmigrantes en trabajos temporales no agrícolas con empresas de paisajismo, restaurantes, hoteles y parques de diversiones, entre otras industrias. Las propiedades de Trump suelen contratar personal para encargarse de diferentes aspectos, bajo esa figura laboral.

Los Departamentos de Seguridad Nacional y Trabajo habían anunciado hace un mes que planeaban emitir hasta 30.000 visas H-2B adicionales hasta el 30 de septiembre, cuando se produce el fin del año fiscal federal. El Congreso en general ha limitado el número de visas por las que compiten las empresas, con 66.000, divididas en partes iguales entre las estaciones de verano e invierno.

Según los datos del Departamento de Estado, el año fiscal pasado se emitieron alrededor del 75 por ciento de estas visas a trabajadores de México, aunque también se otorgaron visas, entre otras nacionalidades, a trabajadores jamaicanos, guatemaltecos y sudafricanos.

En el pasado, algunos sindicatos y los opositores a la inmigración argumentan que la contratación de trabajadores H-2B suprime los salarios y priva a los estadounidenses de empleos, pero quienes defienden este programa argumentan que estos trabajadores se dedican a faenas que los empleados estadounidenses no quieren realizar.