CONECTA CON NOSOTROS

¿QUE ESTAS BUSCANDO?

El Intranews

Mundo

Irak presiona a EE.UU. para que retire sus tropas

Los comentarios de Abdul-Mahdi a Pompeo dan cuenta de que el líder iraquí se mantiene firme en la solicitud de la salida de los soldados estadounidenses.

Bagdad, Irak.- A través de un comunicado, el gobierno de Irak informó que su primer ministro interino Adel Abdul-Mahdi solicitó este viernes, al secretario de Estado de Estados Unidos, que se envíe una delegación al país para poder crear un mecanismo para la retirada de las tropas estadounidenses de territorio iraquí.

De acuerdo con el documento, la petición se dio durante una conversación telefónica entre Abdul-Mahdi y Mike Pompeo el jueves en la noche. Asimismo, detallaron que fue Pompeo quien llamó al dirigente iraquí. Reseñó la agencia de noticias AP en su página web.

A pesar de que no estaba claro si el Estado iraquí seguiría la línea planteada ante los enfrentamientos suscitados entre Norteamérica e Irán, en su territorio, los comentarios de Abdul-Mahdi a Pompeo dan cuenta de que el líder iraquí se mantiene firme en la solicitud de la salida de los soldados estadounidenses.

 No obstante, la situación perdió intensidad el miércoles cuando el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, aseguró que su país no respondería militarmente al último ataque perpetrado por Irán contra las bases que ocupa Norteamérica en Irak.

Retiro

La posición de Bagdad ante las acciones bélicas de Teherán, que atacó bases estadounidenses, y las de Washington, que intervino en su espacio aéreo durante una operación que mató al general más poderoso de Irán, es de total rechazo, porque corresponde a violaciones directas a su soberanía, comentó el primer ministro.

Según se lee en el comunicado, Abdul-Mahdi le solicitó a Pompeo que “envíe delegados a Irak para preparar un mecanismo para cumplir con la resolución parlamentaria con respecto a la retirada de las tropas extranjeras de Irak”. “El primer ministro dijo que las fuerzas estadounidenses habían entrado a Irak y los aviones no tripulados volaban sin permiso de las autoridades iraquíes, y eso fue una violación de los acuerdos bilaterales”, agrega la nota.

Vale resaltar que los principales mandos militares norteamericanos, incluyendo el general Mark Milley, jefe del Estado Mayor Conjunto; y el secretario de Defensa, Mark Esper, habían asegurado que no tenían planes para la retirada de las tropas de Irak. Por su parte, los legisladores iraquíes aprobaron una resolución no vinculante para expulsar a los efectivos estadounidenses.