CONECTA CON NOSOTROS

¿QUE ESTAS BUSCANDO?

El Intranews

Deportes

La Serie A se ve comprometida económicamente

A causa del Coronavirus el torneo italiano ha tenido perdidas millonarias

Serie A
Serie A en alerta por el Coronavirus

Desde el pasado 9 de marzo se encuentra suspendida la Serie A en Italia a causa de la pandemia del Coronavirus, virus que ha golpeado fuertemente al país europeo. Tanto así que todavía no hay una fecha exacta para que se dé la vuelta del campeonato, que hasta ahora está enfrentando grandes pérdidas económicas por culpa de este parón, que ha hecho que sus patrocinadores dejen de inyectarles dinero.

Gracias a esos auspiciantes la Serie A ingresa cerca de 600 millones de euros, una cifra que ha empujado al campeonato de la Primera División del fútbol italiano a estar en la élite del fútbol europeo, tas años de oscuridad en lo económico como en lo deportivo. Pero luego de la suspensión del mismo por la pandemia, la estabilidad financiera del Calcio se ha vuelto ver comprometida.

Según reportajes de medios italianos, las pérdidas que ha tenido la Serie A en esta suspensión ha sido de hasta 250 millones de euros, dinero que no van a poder recuperar porque sus patrocinadores no están dispuestos a invertir durante esta crisis que está atravesando el fútbol italiano por culpa del Covid-19, virus que ya le ha quitado la vida a más 13.000 italianos.

“Si no se reanuda la Serie A, se estiman daños por 250 millones en los últimos tres meses de esta temporada. Está claro que los daños provocados por la eventual retirada de determinados patrocinadores serán mucho más graves en las próximas temporadas”, afirmó el economista Marco Bellinazzo a medios locales, para después asegurar que se tendrán que tomar medidas drásticas.

“Este año las pérdidas solo afectarían a un tercio de temporada, el próximo año sería durante doce meses. La crisis que sacudirá a muchas compañías que trabajan en el fútbol les obligará a disminuir sus gastos y lo primero que harán será rebajar el gasto en publicidad”, informó Bellinazzo, quien sentenció que las pérdidas en los ingresos por los derechos televisivos y las taquillas también están haciendo de las suyas.