CONECTA CON NOSOTROS

¿QUE ESTAS BUSCANDO?

El Intranews

Mundo

¡Continúa la violencia en Afganistán! Kamikaze se hace explotar cerca de un centro educativo

Durante el mes de septiembre y lo que va de octubre, los talibanes siguen dando pie a una serie de atentados en Afganistán, sumando víctimas mortales que incluyen civiles.

Afganistan

KABUL, (Afganistán). –  Al menos 10 personas murieron y otras 20 resultaron heridas durante un atentado suicida perpetrado este sábado 24 de octubre contra un centro educativo en Kabul, informó el Ministerio del Interior de Afganistán. El atentado ocurrió cerca de un centro de formación para estudiantes, un sector del oeste de la capital afgana, declaró Tareq Arian, portavoz del Ministerio.

“Un kamikaze que quería entrar en el centro educativo fue identificado por los guardias. Él se hizo explotar en el camino que lleva al centro, antes de poder entrar”, detalló el funcionario. “Desgraciadamente, según informes preliminares 10 personas murieron y 20 resultaron heridas”, agregó Arian. De acuerdo con AFP, el Ministerio de Salud había informado previamente de un muerto y 13 heridos.

Un vídeo tomado en el lugar del ataque y difundido en las redes sociales muestra varios cadáveres cubiertos de mantas que yacen en una calle de tierra, mientras que los heridos son transportados fuera del lugar. Un empleado del centro confirmó que la explosión había ocurrido en el estacionamiento del centro.

AFP

El oeste de Kabul está principalmente poblado de hazaras, una etnia casi exclusivamente chiita, que es regularmente atacada por el grupo Estado Islámico. Afganistán registra un aumento de la violencia, mientras que los talibanes y el gobierno comenzaron en septiembre conversaciones en Doha para poner fin a décadas de guerra, por ahora sin grandes avances.

Durante el mes de septiembre y lo que va de octubre, los talibanes siguen dando pie a una serie de atentados en Afganistán, sumando víctimas mortales que incluyen civiles. El pasado miércoles 21 de septiembre al menos 25 miembros de las fuerzas de seguridad afganas murieron en una emboscada atribuida al grupo insurgente en el noreste del país.