CONECTA CON NOSOTROS

¿QUE ESTAS BUSCANDO?

El Intranews

Clima

¡Catastrófico! Ciclón “Iota” enluta a Nicaragua antes de degradarse a tormenta tropical

El fenómeno afecta a Centroamérica devastada por el reciente ciclón Eta.

Ciclón Iota

MANAGUA, (Nicaragua).- Al menos seis personas murieron en Nicaragua, incluidos dos niños, a causa de las inundaciones o derrumbes que provocó el ciclón Iota, que impactó la víspera en el Caribe Norte del país. Las autoridades además reportaron daños materiales “catastróficos”, incluida la destrucción de  tres importantes puentes del Caribe norte.

La vicepresidenta Rosario Murillo detalló que cuatro personas fallecieron este martes 17 de noviembre y otras dos en la jornada anterior. Las víctimas son dos niños de la localidad de Santa Teresa que murieron ahogados tras caer en un río de la zona. En Quilalí, en el norteño departamento de Jinotega, murió también una mujer, de nombre María Duarte, tras caer al agua desde un barranco ubicado cerca de su casa.

En tanto, en el municipio de Wiwilí, en el norteño departamento de Jinotega, dos personas identificadas como Carlos Carazo y su hijo Francisco murieron a causa de un derrumbe. Mientras que un hombre identificado como Carlos Méndez, de 40 años, murió en la localidad de Santana, de acuerdo con el reporte de AFP. Estos seis fallecidos se suman a otras dos víctimas fatales de Iota, una de ellas en la isla colombiana de Providencia y otra en la comunidad indígena panameña de Ngäbe Buglé.

AFP

El poderoso ciclón llegó este martes 17 de noviembre a Honduras como tormenta tropical después de dejar ocho muertos en su camino y de provocar daños en Nicaragua, donde miles de personas quedaron incomunicadas, sin agua ni luz. La tormenta amenaza con agravar la situación de zonas de Centroamérica devastadas hace dos semanas por el ciclón Eta.

Iota, que tocó tierra la noche del lunes como huracán categoría 5, la máxima en la escala Saffir-Simpson, se degradó a tormenta tropical un día después. Más fuerte que su predecesor, el fenómeno natural  llegó a Nicaragua como huracán con vientos máximos de 260 km/h, según un informe del Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos (NHC).