CONECTA CON NOSOTROS

¿QUE ESTAS BUSCANDO?

El Intranews

Celebrities

¡Polémica! Ricky Schroder paga la fianza de un acusado de asesinato y estalla el escándalo

El actor y otras personas hicieron una colecta para cubrir el monto de la garantía que impuso el Juez de la causa.

Ricky Schroder

ESTADOS UNIDOS.- El actor Ricky Schroder, de 50 años de edad, contribuyó con 150 mil dólares al pago de la fianza de dos millones de dólares impuesta por un juez a Kyle Rittenhouse, de 17 años, acusado de matar a balazos a dos hombres y herir a uno más durante las protestas del pasado mes de agosto en Kenosha, Wisconsin, por el tiroteo policial contra el afroamericano Jacob Blake, de 29 años.

El abogado de Rittenhouse, Lin Wood, compartió una fotografía con su cliente, Rittenhouse, y Schroder, con el siguiente mensaje de agradecimiento: “Gracias a todos los donantes. Gracias a todos los patriotas. Gracias a Dios Todopoderoso”. En la imagen los tres sonríen para la cámara. Kyle es acusado de homicidio intencional, peligro imprudente y ser menor de edad en posesión de un arma de fuego.

Según el sitio TMZ, además de Schroder otro donante para la fianza de Rittenhouse es el CEO de MyPillow, Mike Lindell, quien aportó 50 mil dólares. Sin embargo el juicio continúa, luego de que el joven simpatizante del presidente republicano Donald Trump y aficionado a las armas, saliera a las calles con un rifle semiautomático en la mano con el argumento de “proteger” la ciudad de quienes generaran disturbios durante las manifestaciones contra la violencia policial.

Rittenhouse, disparó y mató a dos manifestantes antirracistas, Joseph Rosenbaum y Anthony Huber, y lesionó a otro, Gaige Grosskreutz. Aunque el joven asegura que lo hizo en defensa propia. “Vieron el video, estaba tratando de escapar de ellos… Me imagino que estaba en un lío y que probablemente lo hubieran matado”, manifestó Wood, quien consideró a Kyle como un “prisionero político” que “no hizo más que intentar ayudar a los demás y defenderse cuando fue atacado”.

En tanto Blake continúa hospitalizado por los cuatro de los siete disparos que disparó contra su espalda Rusten Sheskey, un oficial de policía de Kenosha, cuando el pasado 23 de agosto intentó arrestar a Jacob por una disputa por violencia doméstica. Según la Policía se encontró un cuchillo en el suelo de su vehículo, donde tres de los hijos de Blake estaban en el asiento trasero de la camioneta.