Miley Cyrus resuelve la demanda que afirmó que robó ‘We Can’t Stop’

La denuncia por 300 millones de dólares salió a favor de la cantante de “Malibu”
<a href="https://elintranews.com/celebrities/2020/01/04/miley-cyrus-resuelve-la-demanda-que-afirmo-que-robo-we-cant-stop/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2020-01-04T14:27:01-03:00">enero 4, 2020</time><time class="updated" datetime="2020-01-04T14:27:10-03:00">enero 4, 2020</time></a>

EEUU, Los Ángeles.- La Miley Cyrus ha resuelto una demanda por infracción de derechos de autor de 300 millones de dólares por parte de un compositor jamaicano que acusó a la estrella del pop de robar su éxito de 2013 “We Can’t Stop” de una canción similar que grabó un cuarto de siglo antes.

Michael May, quien actúa como Flourgon, demandó a Cyrus en marzo de 2018, alegando que “We Can’t Stop” se parecía mucho a su canción de 1988 “We Run Things”, a la que llamó un favorito del reggae desde que llegó al número 1 en su país de origen.

May acusó a Cyrus y su sello RCA Records, propiedad de Sony Corp, de malversación de material, incluida la frase traducida “Corremos las cosas. Las cosas no corren a nosotros”, que ella cantó como “Corremos cosas. Las cosas no nos funcionan”. Los acusados ​​presentaron el viernes una estipulación conjunta en la corte federal de Manhattan que puso fin a la demanda con prejuicio, lo que significa que no se puede volver a presentar.

Ver esta publicación en Instagram

New Year. New era. #HappyFuckingNewYear

Una publicación compartida de Miley Cyrus (@mileycyrus) el

Los abogados de Cyrus dijeron en una carta del 12 de diciembre que se había firmado un acuerdo de conciliación y que la estipulación se archivaría “en espera del pago del producto de la conciliación”, que no se especificaron. “No podemos parar”, del álbum de Cyrus “Bangerz”, alcanzó el número 2 en el Billboard Hot 100 en agosto de 2013.

Por otra parte, se le impidió alcanzar el número 1 por ‘Blurred Lines’ de Robin Thicke, el tema de su propio caso de derechos de autor de alto perfil por su parecido con la canción de Marvin Gaye de 1977 ‘Got To Give It Up’. Los abogados de May y Cyrus no respondieron de inmediato a las solicitudes de comentarios, por lo que quizás emitan un comunicado oficial.

Ver esta publicación en Instagram

HAPPY PLACE = SPINNIN VINYLS 🎶

Una publicación compartida de Miley Cyrus (@mileycyrus) el