Connect with us

Hi, what are you looking for?

El IntranewsEl Intranews

Mundo

El Papa celebra Domingo de Resurrección en medio de derramamiento de sangre

Este año, la temporada de Pascua se ha visto empañada tanto por la destrucción de la Catedral de Notre Dame de París como por la masacre del domingo en Sri Lanka.

CIUDAD DEL VATICANO.- El Papa Francisco celebró el Domingo de Resurrección y la Misa de Pascua, marcando el momento más feliz del año para los fieles católicos, incluso cuando la iglesia se enfrenta a una nueva ola de derramamiento de sangre contra los cristianos en Sri Lanka.

Este año, la Semana Santa se ha visto empañada tanto por la destrucción de la Catedral de Notre Dame de París como por la masacre de este domingo en Sri Lanka. Más de 200 personas murieron y cientos resultaron heridas tras explosiones casi simultáneas en tres iglesias durante los servicios del Domingo de Pascua y en tres hoteles frecuentados por extranjeros.

El Papa Francisco, de 82 años de edad, completó unos días agotadores de conmemoraciones, incluyendo viajar a una prisión fuera de Roma para lavar los pies de los reclusos el Jueves Santo, presidir la procesión del Vía Crucis en el Coliseo de Roma el Viernes Santo y celebrar la Vigilia Pascual al final de la noche del sábado en la Basílica de San Pedro. Luego, Francisco marchó a una plaza de San Pedro adornada con flores para la liturgia conmemorativa de la resurrección de Cristo después de su crucifixión.

Poco después de la Misa del domingo, el Papa pronunció su discurso anual de Pascua “Urbi et Orbi” (“a la ciudad y al mundo”) sobre los conflictos y otras dificultades del diario vivir. “¡No entierres la esperanza!”, Francisco exclamó, después de notar que cuando las cosas van mal, “perdemos el corazón y llegamos a creer que la muerte es más fuerte que la vida”. “Nos volvemos cínicos, negativos y abatidos”.

“El pecado seduce… promete cosas fáciles y rápidas, prosperidad y éxito, pero deja solamente soledad y muerte”, dijo el Papa. Animando a los fieles, agregó: “¿Por qué no preferir a Jesús, la verdadera luz, al brillo de la riqueza, la carrera, el orgullo y el placer?”.

“Me enteré con tristeza de la noticia de los graves atentados, que precisamente hoy, día de Pascua, trajeron duelo y dolor a varias iglesias y a cientos de inocentes en Sri Lanka”, dijo el Papa desde la basílica de San Pedro ante más de 75.000 personas. El sumo pontífice visitó la isla de Sri Lanka en 2015, cuando en un sermón defendió la libertad de culto, en un país muy marcado por las tensiones étnicas y religiosas.

El papa Francisco también pidió a los dirigentes políticos de Venezuela que pongan fin a la crisis que azota el país y urgió a que se propicie una solución pacífica en Nicaragua

El sábado, Francisco, vestido con túnicas blancas, llevó lentamente una vela encendida por el pasillo de una oscura Basílica de San Pedro. Al oír el canto en latín que significa “luz de Cristo”, las luces de la basílica se encendieron de repente, como marca la tradición. Ante los escalones del altar había una fila de cardenales, vestidos con túnicas de marfil.

Entre los presentes en la basílica había ocho adultos que fueron bautizados por el Papa durante la Misa. El Vaticano dijo que estos nuevos fieles son de Italia, Albania, Ecuador, Indonesia y Perú. De un plato de plata, Francisco derramó agua bendita sobre las cabezas inclinadas de los tres hombres y cinco mujeres, después de que se acercaron a él, uno por uno, y lo escucharon decir sus nombres de pila.

El Intra América News © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados