Policía rusa allana viviendas de opositores

RUSIA, Moscú.- La policía rusa desplegó un operativo de registro en más de 150 oficinas y viviendas pertenecientes a personas cercanas y partidarias del líder opositor Alexey Navalny. El allanamiento se efectuó este jueves 12 de septiembre en 43 ciudades del territorio ruso, así lo confirmó Pavel Chikov, jefe del Grupo de Derechos Humanos, Agora.

Desde Vladivostok, en la costa del Pacífico, hasta Krasnodar, en el sur de Rusia, se han desplegado todos los operativos. Las autoridades también allanaron la vivienda de Sergei Boyko, un colaborador de Navalny que ocupó el segundo lugar, con casi el 20 % de los votos, en las recientes elecciones a la alcaldía de Novosibirsk, celebradas el 08 de septiembre.

«En cada una de estas ciudades se llevan a cabo registros en varias direcciones, entre cinco y siete, incluyendo oficinas y viviendas. No solo se trata de los activistas del Fondo Anticorrupción (FBK) y las oficinas de Navalny, sino de los activistas del movimiento de protección de los derechos de los electores”, señaló Chikov.

La acción se llevó a cabo apenas cuatro días después de que el partido Rusia Unida, que actualmente respalda al presidente Vladimir Putin, perdiera un tercio de sus escaños en la asamblea de Moscú y padeciera una disminución del apoyo en todo el territorio. La campaña «voto inteligente», impulsada por Navalny, surtió efecto.

Muchos de sus simpatizantes regionales monitorearon los comicios del pasado domingo 08 y documentaron las infracciones generalizadas de la ley electoral en importantes ciudades como San Petersburgo. Además, los seguidores de Navalny siguieron correspondieron con el uso de las tecnologías y denunciaron las irregularidades por plataformas como Youtube.

El vocero del líder opositor, Leonid Volkov, manifestó: “obviamente estamos hablando de un intento de obstaculizar las operaciones de nuestra red regional”. Las autoridades decomisarán los equipos de la oposición, acción que Volkov calificó como un “intento de robo” y estimó las pérdidas en varios millones de rublos (más de 15.000 dólares).