Connect with us

Hi, what are you looking for?

El IntranewsEl Intranews

Mundo

FMI: Economía mundial registró ritmo más débil de crecimiento en diez años

Explicaron que las debilidades de los países generaron presiones en grandes economías de mercados emergentes como Brasil, India, México y Rusia.

FMI

Washington, EE.UU.- De acuerdo con el último informe del Fondo Monetario Internacional (FMI), en 2019 la economía mundial registró el ritmo más débil de crecimiento desde la crisis financiera global de hace diez años. Los expertos consideraron que este fenómeno se debió a influencias comunes en los diversos países y a factores específicos de cada país.

“Las crecientes barreras comerciales y la consiguiente incertidumbre han hecho mella en la actitud de las empresas y en la actividad a escala mundial. En algunos casos (economías avanzadas y China), estos factores amplificaron desaceleraciones cíclicas y estructurales que ya estaban en marcha”, publicó la organización financiera a través de su página oficial.

Asimismo, explicaron que las debilidades de los países generaron presiones en grandes economías de mercados emergentes como Brasil, India, México y Rusia. “Y el deterioro de las tensiones macroeconómicas debido al endurecimiento de las condiciones financieras (Argentina), las tensiones geopolíticas (Irán) y la agitación social (Venezuela, Libia, Yemen) rematan el complicado panorama”, agregaron.

El FMI consideró que en medio de la incertidumbre las empresas actuaron con más cautela con respecto al gasto a largo plazo, mientras que las compras de maquinaria y equipos se moderaron. Informaron, además, que la demanda de bienes duraderos por parte de los hogares también se debilitó.

Cambios

 En cuanto al sector automotor, la institución señala que los cambios regulatorios, las nuevas normas sobre emisiones y tal vez la creciente popularidad de los servicios de uso compartido de vehículos, perjudicaron las ventas en varios países.

De esta manera, el Fondo concluye que el evidente enfriamiento de la demanda de bienes duraderos generó una reducción en la producción industrial. Ante esta situación, el comercio mundial se desaceleró casi hasta un punto de estancamiento.

No obstante, señalaron que el recorte de las tasas de interés y la compra de activos por parte de los bancos centrales evitaron una desaceleración más grave. Dichas condiciones financieras más favorables apuntalaron las aún resilientes compras de bienes no duraderos y servicios, promoviendo así la creación de empleo.

El Intra América News © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados