Padres pierden batalla legal para mantener vivo a su bebé de meses

Twitter

3 jueces de apelación dictaminaron el viernes 14 de febrero que suspender el tratamiento de soporte vital era lo mejor para el bebé.
<a href="https://elintranews.com/mundo/2020/02/14/batalla-legal-bebe-dano-cerebral-muerte/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2020-02-14T14:09:05-03:00">febrero 14, 2020</time><time class="updated" datetime="2020-02-14T15:39:39-03:00">febrero 14, 2020</time></a>

GRAN BRETAÑA, Londres.- Los padres de un bebé con daño cerebral, quedaron en agonía, después de que el Tribunal de Apelaciones dictaminó que los médicos pueden apagar su soporte vital en contra de sus deseos. El bebé carecía de oxígeno debido a complicaciones al nacer, y nació sin respirar y sin latidos cardíacos. Desde entonces respira mediante un ventilador.

Los padres de Midrar Ali, de cuatro meses, se vieron envueltos en una batalla legal con los médicos en un hospital de Manchester, el Saint Mary’s Hospital, para mantener vivo al niño. Sin embargo, tres jueces de apelación dictaminaron este viernes 14 de febrero que suspender el tratamiento de soporte vital era lo mejor para el bebé.

Los tres jueces, Sir Andrew McFarlane, Lord Justice Patten y Lady Justice King analizaron los argumentos de los abogados que representan a los padres del bebé Midrar, Karwan Ali y Shokhan Namiq. Del mismo modo, revisaron toda la información suministrada por los médicos, en una audiencia del Tribunal de Apelaciones en Londres a principios de esta semana.

Los padres de Midrar, que viven en Manchester, habían impugnado un fallo de un juez del Tribunal Superior en su intento por mantener con vida a la criatura. La jueza Justice Lieven, quien analizó la evidencia en un juicio en la división de Familia del Tribunal Superior en Manchester, concluyó que Midrar había muerto con daño cerebral y que médicamente no hay más que hacer por el bebé.

Según la ley británica, es común que los tribunales intervengan cuando los padres y los médicos no están de acuerdo con el tratamiento de un niño. En tales casos, los derechos del niño prevalecen sobre el derecho de los padres para decidir qué es lo mejor para su descendencia.