Fabricantes de autos japoneses reanudan operaciones en China

El temor ante el coronavirus hizo que los fabricantes detuvieran su producción en el mercado más importante que ellos tienen.

JAPÓN, Nagoya.- Los fabricantes de automóviles japoneses reanudaron parcialmente sus operaciones en las fábricas en China el lunes 17 de febrero, después de suspenderlas por temor al coronavirus. Con esta decisión, se busca un regreso gradual a las operaciones totales a medida que continuaba la adquisición de piezas para ensamblar los autos.

Toyota Motor Corp. dijo que de sus cuatro plantas de vehículos en China, las de Changchun y Guangzhou, reiniciaron la fabricación. Las fábricas en Tianjin y Chengdu reanudarán la producción a partir del martes 24 de febrero o más tarde, respectivamente.

La automotriz japonesa había planeado reiniciar las cuatro plantas de ensamblaje el 3 o 4 de febrero, después del feriado del Año Nuevo Lunar. Sin embargo, se vio obligado a posponer el cronograma debido a las solicitudes de los gobiernos para suspender las operaciones en medio de la expansión del virus.

“Como solo sabremos la situación de los fabricantes locales de piezas cuando reanudemos las operaciones en nuestras fábricas, queremos operarlas cuidadosamente”. Así dijo el presidente de Toyota, Akio Toyoda, en una rueda de prensa donde informó los planes de su compañía.

Toyota produjo cerca de 1,4 millones de vehículos en China el año pasado, alrededor del 15 por ciento de su producción global. Según sus números, las ventas en China alcanzaron alrededor de 1.62 millones de unidades en 2019, superando las ventas en Japón.

Por su parte, Honda Motor dijo que ha reanudado parcialmente la producción en tres de sus cuatro fábricas de automóviles en Guangzhou. También informó que aumentará gradualmente la producción. Las tres plantas tienen una producción combinada de 600.000 unidades al año.

Compartir en: