Gran Bretaña amenaza con romper las negociaciones post Brexit

Londres y Bruselas deben comenzar a negociar la futura relación comercial, pero el gobierno de Johnson se endurece.

GRAN BRETAÑA, Londres-. El pasado 31 de enero, la coronación del “Brexit” parecía haber traído la paz luego de años de tensión entre Gran Bretaña y la Unión Europea. Sin embargo, a menos de un mes de esa fecha histórica, volvieron las disputas. Ahora, Londres amenaza con retirarse de las negociaciones que deben definir la futura relación comercial con Bruselas.

Posturas divergentes

En la última semana, tanto las autoridades europeas como las británicas definieron sus propios planes de ruta, muy divergentes entre sí. Europa pidió que sean respetadas las reglas a largo plazo sobre las subvenciones estatales, los derechos laborales y el medio ambiente. Solo de esa manera le mantendría a Gran Bretaña el acceso al mercado único.

Por su parte, Londres se negó a negociar si no tiene “el control de las propias leyes y su vida política”. En el caso de que esto no se modifique, Boris Johnson prometió “desviarse de las negociaciones y centrarse en la continuación de los preparativos rumbo al 31 de diciembre”. Para esa jornada debería estar todo acordado. Sino, se daría el temido “Brexit” sin acuerdo, que siempre se trató de evitar.

La mera amenaza británica tuvo consecuencias negativas en los mercados. Así, la Libra esterlina se devaluó frente al euro. La próxima fecha clave será el mes de junio. Para ese momento está previsto que Europa y Gran Bretaña fijen si mantienen la fecha del último día de 2020 como límite o si lo prolongan por hasta dos años. En anteriores oportunidades, el primer ministro conservador había insinuado la posibilidad de romper.

¿Qué pasa si no hay acuerdo?

En el caso en que Bruselas y Londres no puedan acordar una nueva política comercial, su relación se determinaría mediante la Organización Mundial del Comercio (OMC). Este escenario sería perjudicial para ambas, porque determina aranceles para la gran mayoría de productos. El gobierno de Johnson sostiene que el post “Brexit” implicará mejoras económicas, y en ese sentido dispuso el aumento del salario mínimo.

Compartir en: