Irán se prepara para examinar a “decenas de miles” de personas por coronavirus

El COVID-19 deja por el momento 43 muertos de los 593 contagios confirmados en Irán, dijo Kianoush Jahanpour, vocero del Ministerio de Salud.

Dubái, Emiratos Árabes Unidos.- El número de casos confirmados de coronavirus en Irán aumentó nuevamente el sábado, acentuando los temores por la propagación de la enfermedad en la República Islámica. De esta manera, el gobierno informó que se está preparando para la posibilidad de que “decenas de miles” de personas se sometan a pruebas para detectar el virus.

Hasta el momento, el COVID-19 deja por el momento 43 muertos de los 593 contagios confirmados en el país, dijo Kianoush Jahanpour, vocero del Ministerio de Salud iraní. El vocero rechazó, además, un reporte del servicio en farsi de la BBC que, citando fuentes médicas anónimas, afirmaba que el número de víctimas mortales era cuatro veces mayor.

Asimismo, el porcentaje de fallecimientos sobre infecciones dejaría la tasa de mortalidad del virus en Irán en el 7%, mucho más alta que en otros países. Por su parte, expertos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) temen que la nación pueda estar reportando menos contagios de los que en realidad registra.

Y a pesar de que el gobierno sacó camiones y personal para fumigar las calles, las autoridades continúan minimizando la magnitud del brote. “Durante los 10 días que llevamos hablando del coronavirus en el país, más de 480 ciudadanos murieron en accidentes de tránsito, pero nadie se ha dado cuenta”, expresó Jahanpour.

Contradicciones en Irán

Desde su origen en China a finales de diciembre, la enfermedad ha contagiado a más de 85.000 personas y causó más de 2.900 muertes en todo el mundo. Irán, con 43 fallecidos, tiene la mayor tasa de mortalidad fuera de China. La mayoría de los más de 720 casos confirmados en todo Oriente Medio están relacionados con la República Islámica.

Entre tanto, el viernes por la noche, la BBC en persa citó a fuentes de la comunidad médica iraní que situaron el número de muertes en al menos 210. Mientras que la televisora estatal saudí y medios asociados, así como grupos iraníes en el exilio, se hicieron eco del dato, en medio de sus disputas políticas más amplias con Teherán.

Por su parte, Jahanpour aseguró que el reporte tenía motivaciones políticas, mezclaba los decesos por coronavirus con otros y se basaba en fuentes que no tenían acceso a los laboratorios iraníes que realizan las pruebas de la enfermedad. “El medio de la reina, BBC en persa, está preocupado por quedar por detrás de las redes saudíes y albanesas en la ‘competición de mentiras’”, apuntó.

Compartir en: