Le organizaron un partido homenaje y se lo perdió por lesión

INGLATERRA, Manchester.- En el mundo del fútbol ocurren situaciones insólitas, pero está ha estado cerca de rozar el tope. El Manchester City le ofreció un partido homenaje al defensor Vincent Kompany y el belga se perdió el encuentro por lesión. Fue un ‘picado‘ entre los Citizens y un conglomerado de leyendas de la Premier League, realizado en el Estadio Ciudad de Manchester.

Todos los ingredientes estaban puestos sobre la mesa: leyendas que jugaron en el fútbol inglés, excompañeros de Kompany, entrenadores de Bélgica, Josep Guardiola y el público local, que colmó las tribunas en Manchester. Solo faltó el condimento principal, Vincent Kompany, homenajeado de la noche, quien estuvo en el escenario, pero no pudo estar dentro del terreno de juego por una lesión.

El zaguero de Bélgica no se ha retirado del fútbol, pero el Manchester City, junto a la Premier League decidieron hacerle honores debido a sus 11 temporadas en Inglaterra. El futbolista actualmente se marchó de vuelta a su país y se reencontró con sus raíces: el Anderlecht. Allí sufrió una lesión en los isquiotibiales, que no le permitieron ponerse los botines en el encuentro organizado en su honor.

Vincent Kompany estuvo 11 temporadas en Inglaterra, todas defendiendo los mismos colores, los del Manchester City, allí ganó 12 títulos, entre los que figuran 4 Premier League, 4 Copas de la Liga, 2 FA Cup y 2 Community Shield. En total jugó 360 partidos con la camiseta celeste. Inició su carrera en el club donde juega actualmente, luego tuvo un breve paso de tres temporadas en el Hamburgo de Alemania, antes de llegar al puerto británico.

Mientras que el juego fue un empate a 2 goles entre el City y las leyendas. A la cancha saltaron nombres como los de: Edwin Van der Sar, Ryan Giggs, Paul Scholes y Thierry Henry. Por la oncena local estuvieron, entre otros, Sergio Agüero, David Silva y Mario Balotelli. Los directores técnicos fueron Josep Guardiola y en el banquillo del otro equipo estuvo sentado el DT de la selección de Bélgica, Roberto Martínez.