Connect with us

Hi, what are you looking for?

El IntranewsEl Intranews

Deportes

¿Novak Djokovic falsificó su PCR para entrar a Australia?

Un informe puso en duda las pruebas de coronavirus que usó el tenista serbio para intentar ingresar al suelo australiano.

Novak Djokovic.
Novak Djokovic. (Foto: Reuters).

Pasaron más de diez días desde la polémica deportación de Novak Djokovic de Australia. El actual número uno del mundo fue reconocido en un pequeño centro turístico en en Montenegro. Sin embargo, su paz no termina. En los últimos días, se conocieron nuevos cuestionamientos sobre las pruebas de Covid-19 que intentó usar para tratar de competir en el Abierto de Australia, el primer Grand Slam de la temporada.

Un informe de la BBC exhibe irregularidades en los test utilizados por Nole.
Según indicó el medio, las pruebas que le tomaron antes de su viaje a Melbourne tienen discrepancias en los números de serie, lo que genera suspicacias sobre cómo se realizaron. Los documentos presentados por sus abogados incluían dos certificados de prueba PCR, uno positivo el 16 de diciembre y otro negativo el 22 de diciembre.

Las dudas se generaron por un grupo de investigación alemán llamado Zerforschung. Este se percató que la primera prueba tenía un código de confirmación más alto que la posterior. El medio Der Spiegel dio visibilidad a la publicación y luego la BBC profundizó en la investigación. Allí comprobaron que en las pruebas del Instituto de Salud Pública de Serbia cuanto más temprana era la fecha del resultado, menor era el código de confirmación.

Previamente, las autoridades sanitarias de alto rango en Serbia dejaron en claro que la prueba de Djokovic era válida y que fue realizada por una institución autorizada. Sin embargo, la leyenda del tenis mundial terminó deportado de Australia. Por ende, no pudo competir en el Australian Open después de una novela que duró 11 días y que terminó en la víspera del comienzo del primer de Grand Slam del año.

El reconocimiento para Djokovic en Montenegro

Novak Djokovic fue ovacionado a las afueras del ayuntamiento en Budva, en la costa de Montenegro. Allí, recibió una placa como ciudadano honorario de la ciudad. Marko Carevic, el alcalde, también le entregó a Nole una imagen de la iglesia cristiana ortodoxa y le brindó las gracias por ayudar a “preservar al pueblo serbio y la iglesia serbia en Montenegro”. ¿Seguirá la novela?

Captura Twitter

El Intra América News © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados