Estudio de la NASA advierte que el Amazonas se está secando

La investigación reporta un déficit de humedad necesaria para mantener los ecosistemas de la selva.
<a href="https://elintranews.com/usa/2019/11/08/la-nasa-advierte-que-el-amazonas-se-esta-secando/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-11-08T10:21:30-03:00">noviembre 8, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-11-08T10:24:24-03:00">noviembre 8, 2019</time></a>

ESTADOS UNIDOS, Pasadena.- La Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio (NASA) presentó un nuevo estudio en el que revela que la atmósfera sobre la Amazonia se ha vuelto más seca en los últimos 20 años. La demanda de agua ha incrementado y los ecosistemas ahora son más vulnerables ante incendios y sequías.

En consecuencia, los científicos de la NASA responsabilizan a las actividades humanas por la alteración medioambiental que afecta el entorno natural. E laboratorio analizó décadas de datos terrestres y satelitales sobre el Amazonas para rastrear la cantidad de humedad existente y necesaria para sostener el sistema de la selva.

El autor principal del estudio, Armineh Barkhordarian, manifestó que “al comparar esta tendencia con los datos de modelos que estiman la variabilidad climática durante miles de años, determinamos que el cambio en la aridez atmosférica está muy por encima de lo que se esperaría sobre la variabilidad climática natural”.

En tanto, Barkhordarian considera que los niveles elevados de gases de efecto invernadero son responsables de -aproximadamente- la mitad del aumento de la aridez. El resto es el resultado de las actividades humanas como la quema de bosques destinada a la agricultura y pastoreo. Ambas actividades impactan en el calentamiento de la tierra.

Asimismo, el estudio explica que cuando los bosques se incendian liberan partículas llamadas aerosoles a la atmósfera, entre ellas, carbón negro, conocido también como hollín que absorbe la radiación. Ante este efecto, la atmósfera se caliente y también puede interferir con la formación de nubes y por ende precipitaciones.