Coronavirus puede haber circulado durante semanas sin ser detectado en Washington

Los expertos del Centro de Investigación del Cáncer Fred Hutchinson y la Universidad de Washington apuntaron que tenían evidencia de que el virus podría haber estado presente en el estado por hasta seis semanas sin ser localizado.

Oregon, EE.UU.- Investigadores de Estados Unidos aseguraron, el domingo, que el nuevo coronavirus puede haber estado circulando durante semanas en el estado de Washington sin ser detectado. Un hallazgo preliminar que podría suponer la presencia de cientos de casos no diagnosticados en la zona, que también alberga la primera infección confirmada de la nación y ahora la primera muerte.

Los expertos del Centro de Investigación del Cáncer Fred Hutchinson y la Universidad de Washington apuntaron que tenían evidencia de que el virus podría haber estado presente en el estado por hasta seis semanas sin ser localizado. La investigación no fue publicada en una revista científica ni revisada por otros científicos.

Ante esta situación, las autoridades estatales y locales incrementaron las pruebas de la enfermedad, a medida que el número de contagios aumentó en todo el país, con nuevas infecciones anunciadas en Illinois, Rhode Island y el estado de Washington. Así lo informó la agencia de noticias AP, a través de su página web.

Nuevos contagios

Por su parte, las autoridades en el área de Seattle señalaron que otras dos personas habían sido diagnosticadas con el virus, ambos hombres de 60 años estaban en estado crítico. Esas infecciones elevaron los números en el área de Seattle a seis. Cincuenta personas más en un centro de enfermería en Kirkland, Washington, están enfermas y se les está haciendo la prueba del virus.

Entre tanto, las autoridades anunciaron el domingo un tercer caso en Illinois y el primer caso de Rhode Island. El paciente hospitalizado en Rhode Island es un hombre de unos 40 años que viajó a Italia en febrero. Mientras tanto, habitantes preocupados se abastecían de productos básicos como agua embotellada, alimentos enlatados y papel higiénico.

En medio del creciente temor generado entre los estadounidenses, el vicepresidente Mike Pence y el secretario de Salud y Servicios Humanos, Alex Azar, trataron de tranquilizar a la población y aseguraron que el gobierno federal está trabajando para asegurarse de que las autoridades estatales y locales puedan detectar el coronavirus.

Ambos señalaron que miles de kits más para detectar el coronavirus habían sido distribuidos a funcionarios estatales y locales, con miles más por venir. “Deben saber que tenemos el mejor sistema de salud pública del mundo para cuidarlos”, resaltó Azar, y añadió que se informarán casos adicionales y el riesgo general para los estadounidenses es bajo.

Compartir en: