El trágico final de un inmigrante latino recién excarcelado

Activistas y defensores de derechos humanos alzaron su voz por el caso del hondureño Óscar López Acosta.

CALIFORNIA, (Estados Unidos).- La historia de Óscar López Acosta, un inmigrante hondureño detenido por el Servicio de Inmigración y Aduanas ICE, ha causado consternación. El hombre logró recuperar la libertad hace pocos días tras permanecer en un centro del condado de Morrow, en Ohio, pero dos días después ha perdido la vida a causa del peligroso coronavirus.

Organizaciones como la  Alianza de Inmigrantes en Ohio alzaron su voz para denunciar la falta de cuidados médicos en el sitio de reclusión. También ha alertado sobre el hacinamiento y la falta de prácticas de higiene. Se calcula que cerca de 50 indocumentados en el centro de reclusión estarían contaminados con el virus. López Acosta, el inmigrante que era diábetico y padre de familia, salió de la cárcel luego de dar positivo con el covid-19.

Los grupos defensores de derechos humanos han abogado por la liberación de indocumentados ante el peligro de contagios en los centros de detención. Tanto para los presidiarios como para los empleados de las cárceles el riesgo de infección es al menos 15 veces mayor. Esto debido a las pocas pautas de protección, aseveró Lynn Tramonte, directora de Alianza de Inmigrantes en Ohio.

De acuerdo con el Servicio de Inmigración y Aduanas estadounidense, 1.686 inmigrantes se sometieron a tests de coronavirus. De estos, 869 han arrojado positivo. La mayoría de los casos se registra en los centros de detención de Texas, más de 110 en Ohio, y 144 en San Diego, California. También se confirmaron 42 casos positivos entre trabajadores de los centros de detención.

Asistencia a los “sin papeles”

California es uno de lo estados que ofreció ayuda a los indocumentados que se han visto impactados por la pandemia. Hace algunas semanas, el gobernador, Gavin Newsom, comentó sobre un fondo desde donde saldrá la asistencia de al menos 500 dólares para unos 150.000 inmigrantes sin documentación legal. “Sentimos gratitud por estas personas que temen ser deportadas”, agregó el funcionario.

Compartir en: